Oímos hablar diariamente sobre tecnología disruptiva, e inclusivamente hablamos de innovación disruptiva a través de personas – ¿disruptivas?

También diariamente vemos como nuevos mercados dominan los existentes y somos testigos de una lucha por la supervivencia donde simplemente ya no hay garantías sólo porque tu empresa siempre ha sido un peso pesado del sector y todo va bien.

Es en este escenario que nace la necesidad de disruptir la forma en que las organizaciones y personas piensan sobre la innovación.

La mayor parte de las veces la diferencia entre algunas organizaciones y las organizaciones capaces de disruptir el mercado está en la gestión y en el liderazgo.

Un liderazgo disruptivo es aquél que es clave para asegurar la supervivencia de la organización, la sostenibilidad, rentabilidad  y relevancia a largo plazo.

Disrupción y liderazgo parecen ser dos fuerzas opuestas, pero si los líderes no sacuden la empresa desde dentro, después será más complicado competir con otras empresas. Ya sabes que es una cuestión de tiempo y anticipación.

No faltan ejemplos de compañías que no lo hicieron a tiempo.

¿El pensamiento disruptivo debe venir de arriba?

No se trata de cambiar por cambiar, pero de integrar el cambio en la forma de trabajar de la empresa.

Enrique Rubio y Faisal Hoque coinciden en que un líder disruptivo manifiesta diferentes hábitos que le hacen destacar de otros líderes o gestores.

Curiosidad

El role del líder ha evolucionado. Ya no vale decirle a la gente qué hacer. Ahora se trata de hacer las preguntas correctas.

Mente abierta

El saber hoy es más específico: como líder ya no tienes las respuestas absolutas y esto no debe ser un problema. ¡No pasa nada!

Guiar en la incertidumbre

El líder disruptivo entiende que en esta era de cambio, lo único que puede asegurar – la única certeza – es la incertidumbre y la complejidad de las cosas. De hecho ve oportunidades en la incertidumbre y gracias a su resiliencia, lidera en tiempos difíciles involucrando al equipo que es capaz de perceber el destino final.

“El caos con destino final es de alguna manera menos caótico”

Faisal Hoque

El futuro a veces es borroso. Si los niveles de incertidumbre son altos, la práctica es adaptar los planes según los resultados. El líder disruptivo sabe que para avanzar hacia una nueva dirección, la clave está en utilizar la información procedente de experimentos, innovar e iterar.

No se conforma con las reglas

No se conforma con las reglas y procesos establecidos en la organización. Es rebelde contra las reglas, pero como sabe que no se trata de desorden o anarquía, sabe explicar por qué rompe las normas.

Para un líder disruptivo algo que sea “normal” ya está obsoleto. El mercado siempre está cambiado y el objetivo es estar al frente. Tienes que buscar un nuevo “normal” y comunicarlo al equipo, naturalmente.

Búsqueda continua de la verdad

¿Sabes si las estrategias de tu empresa siguen siendo efectivas? ¿Qué métricas usas? ¿Tus empleados están informados de la verdad? ¿Esta verdad haría que tus empleados actuasen y tomasen decisiones?

Conclusión

El liderazgo disruptivo quiere cambiar reglas para simplificar la ejecución y el trabajo colaborativo y en equipo. El líder disruptivo, para ser referente,  entiende perfectamente la diferencia entre el poder autoritario y el poder del equipo y que para que la cohesión exista, la comunicación juega un papel importante. Es importante hacer las preguntas correctas y colaborar en las respuestas y soluciones.

El liderazgo disruptivo, implica, entre otros, una actitud positiva, una visión creativa, resolución de problemas y procesos disruptivos

¿Eres un líder disruptivo?

Fuentes


Do you want more posts like this?